Dos días después de aplicarse la eutanasia a la francesa Anne Bert, se publica “Le tout dernier été”, libro donde narra su experiencia con la esclerosis… Apoyado por una mañosa campaña de publicidad, el escritor español Fernando Aramburu gana el Premio Nacional de Narrativa 2017 por su novela “Patria”… El colombiano Luis Miguel Rivas presenta “Era más grande el muerto”, novela ubicada en los años 80 y 90, cuando Pablo Escobar ridiculizó al Gobierno… 23 narradores de España y América celebran el centenario de Juan Rulfo con el libro "Rulfo, cien años después"… El premio Nobel de Literatura decepciona de nuevo: gana Kazuo Ishiguro, un escritor británico de corta producción literaria…

16 de junio de 2015

Mp3 en la tornamesa 11: Whitesnake



David Coverdale está considerado uno de los grandes cantantes de hard rock tras haber formado parte de Deep Purple, Whitesnake y grabar con Jimmy Page, pero también tiene fama de ser difícil por haber desfilado en su banda más integrantes que en Rainbow: el grupo del guitarrista Ritchie Blackmore poseedor de una verdadera mala reputación…

Haciendo a un lado su inestable carácter, su ambición por el dinero, su adicción al sexo, su obsesión por los bienes inmuebles, su insufrible ego y su lucha por dejar el alcohol, David dejó un puñado de discos que le han permitido pasar a la posteridad en el rock…

Antes de ser convocado por Purple para sustituir a Ian Gillan, era un muchacho regordete, miope, con mala dentadura y fan de Peter Cetera, y para quien lo dude está “The Government - Demos 1971” de su primer grupo… el perfeccionista Blackmore reconocía sus dotes vocales, pero condicionó su ingreso a que acudiera con al odontólogo, oftalmólogo, modisto y dietista para fabricarle una personalidad sexual acorde con la imagen que la banda pretendía…

A partir de 1973 su vida fue otra y al desintegrarse Deep Purple fundó Whitesnake con una alineación de lujo: Micky Moody y Bernie Marsden en guitarras, Neil Murray al bajo, Ian Paice a la batería y Jon Lord en teclados, pero con los años se inicia la salida y entrada de excelentes músicos que llevaron a que dejara de ser una banda y se convirtiera en una dictadura… él lo dijo: “Whitesnake nunca ha tenido una identidad fija” ”aunque nunca pensé que entraría y saldría tanta gente”…

"Lovehunter" fue su primer éxito en 1979, le siguieron "Slide it in" y más hasta que en 1987 el homónimo “Whitesnake” los lanza a la fama, más la estabilidad del grupo se desmorona y ninguno de quienes los músicos que lo grabó participa en la gira… después de ello David se dedica a imitar a Robert Plant (Led Zeppelin), los discos escasean y pasaron 19 años para grabar el excelente "Good to Be Bad", con nueva alineación y teniendo al guitarrista Doug Aldrich como mano derecha

En 2011 publican “Forevermore”: otro buen disco aunque con la voz de David desmejorada (ya la gira de 2009 se había suspendido por el mismo motivo)… sobre el tema Joe Lynn Turner (Rainbow, Deep Purple), señaló que Coverdale usaba playback en sus conciertos, a lo que él respondió: "¿Joe Lynn Turner? Pero si no es más alto que un carrito de desayunos. Que se meta con alguien de su tamaño"…

La obviedad obliga a que cuente con apoyo de sus músicos en los coros, más a ello se agrega la renuncia de Doug Aldrich: las razones se desconocen pues un contrato le prohíbe ventilar ese tipo de asuntos, ello generó expectativa por su sustituto y por los nuevos rumbos musicales que el grupo… pero llegó la desilusión: no porque el sustituto sea Joel Hoekstra ni porque el tecladista y segunda voz sea Michele Luppi, el chasco fue “The Purple Album”…

Les suena el título?... es un disco de versiones de Deep Purple en las que participó David y que llevan a preguntarse: es necesaria la auto-parodia?... se debe sepultar el nombre de una gran banda y denigrar la carrera de un buen cantante de esa manera?... si es consecuencia de la salida de Aldrich, acaso Coverdale no podía permitir la participación de su actual alineación en nuevos temas, o en el peor de los casos, contratar compositores no habría sido una salida decente?...


En este sentido Coverdale ha declarado ante las críticas: “Nunca voy a lanzar un disco en el que no crea, y menos después de una carrera tan exitosa, voy a hacer exactamente lo que me gusta” y advierte: "Jamás he hecho música para los que me odian"…

“Good to Be Bad” podría haber sido un digno epitafio para una leyenda, así que uno se cuestiona: a qué enemigo se le ocurrió venderle la idea de hacer un disco de covers?, cómo se le ocurrió comprar semejante pifia?, se requería re-interpretar 15 temas de los 26 que Coverdale grabó con Deep Purple, muchos de los cuales ya tocó con Whitesnake?... o el nuevo disco es una rabieta ante su fracaso de volver a juntar a Purple tras la muerte de Jon Lord y las evasivas de Blackmore? 

No se puede ser objetivo pues conociendo las versiones originales “Burn” carece de frenesí, “The Gypsy” suena hueca, “You Keep On Moving” no tiene sensualidad, “Stormbringer” perdió su perversidad, “Soldier Of Fortune” finge solemnidad y el clásico “Comin Home” simplemente es un insulto…

David es un viejo lobo de mar y apostó a interpretar temas que en su momento contaban con el cantante y bajista Glenn Hughes y ahora los saca adelante con su propia voz doblada docenas de veces para disimular su declive vocal y cuyo abuso se puede apreciar con su irreconocible voz en “You Fool No One”…

Señala: “Veo lo que Deep Purple significa para la gente”… “me sorprende que me pregunten acerca de Purple porque de eso ya hace mucho”… pero contrario a sus palabras tenemos un disco flojo, aburrido, frívolo y deshonesto ante el que nos dejamos engañar por un ególatra que ahora quiere chantajearnos al insinuar que la gira para promoverlo será posiblemente su despedida del mundillo del rock…

Un fan escribió en la web de Whitesnake: “Coverdale debió agotar sus ideas” y tras acusarlo de “payaso”, indignado tronó: “Llevo más de 40 años de carrera y he vendido más de 100 millones de discos y escrito innumerables himnos de rock ‘n’ roll. ¿Cómo mierda te atreves a criticarme, amigo? Vete a la mierda"… si esto no es suficiente en su actual gira, reporta la prensa, David se ha visto increpado por fans que le echan en cara su actitud mercenaria…

Pero él arremete: “No tengo tiempo en mi vida para enemigos o gente negativa. Ellos no van a comprar mi álbum, ellos no van a comprar una entrada para verme. ¿Por qué diablos les debo una mierda? Ellos están sentados en su casa, usando el wifi de la cuenta de su madre. No les debo a esta gente nada. Sus opiniones no significan nada para mí”…

David Coverdale fue el mejor vocalista que tuvo Deep Purple, tengo muchos de los discos, pero tras escuchar “The Purple Album” creo que lo más sabio que podría hacer por nosotros es retirarse a su mansión en Los Ángeles a recibir la renta de los numerosos apartamentos (adquiridos gracias a sus payasos fans), mientras añora sus juveniles épocas…

No hay comentarios: